Esta serie recoge mis primeros trabajos en los procedimientos del grabado, y son a la vez las primeras series temáticas que conservo.  Pueden ser leidas de manera autobiográfica, ya que los paisajes que dibujo son los a los que iba a jugar de pequeño. Polígonos abandonados, las vias del tren, casas en ruinas, huertos, todo lo que había al final de la calle donde vivía, que desembocaba en un camino de tierra que rodeaba el casco urbano de Cornella por la parte del rio Llobregat.  Las fabricas se ordenaban en fila siguiendo el itinerario de un canal del que cogían agua, pero que en los años 70 más parecía una cloaca al descubierto.  En esos arrabales era fácil encontrar coches abandonados y desvalijados, en los que fingíamos conducir.

Lugares situados después del parque que intenta ser ordenado, con campo de futbol y petanca.

Otras imágenes son de figuras aisladas, personas ensimismadas en su mundo interior, o diseños hechos a partir de apuntes del natural de muy cercanas, la familia, o desconocidas, apuntes hechos en el metro o en una plaza.